Página principal El mundo de Breslov El Rebe – ¿intermediario entre Dios y nosotros?

El Rebe – ¿intermediario entre Dios y nosotros?

Autor: breslov.org

Rebe Najman enfatizó la importancia de dirigirse al tzadik para que interceda por nosotros

El Segundo Mandamiento nos prohíbe aceptar cualquier mediador entre Dios y el ser humano. Las enseñanzas del Rebe Najman llaman a cada judío a aceptar responsabilidad por su propia vida y dar pasos prácticos para formar su propia relación con Dios, especialmente por medio de plegaria intensa e hitbodedut.

Al mismo tiempo, la literatura de Torá describe con frecuencia al Tzadik como alguien que intercede ante Dios en representación del pueblo judío, tal como hizo Moisés tras el pecado del Becerro de Oro, cuando Le pidió a Dios que los perdonara (Éxodo 32:11-13). Del mismo modo, cuando los judíos fueron llevados al exilio a Babilonia, el alma de Rajel salió de su tumba para rogar compasión por ellos (Rashi, Génesis 48:7).

Las enseñanzas del Rebe Najman llaman a cada judío a aceptar responsabilidad por su propia vida y dar pasos prácticos para formar su propia relación con Dios

Rebe Najman enfatizó la importancia de dirigirse al tzadik para que interceda por nosotros en momentos difíciles. Es como se convoca a la corte a una persona y esta, consciente de su propia falta de experiencia en asuntos legales y procedimientos de la corte, recurre a un abogado experto para que la ayude a presentar su caso de la mejor forma posible.

La fe en el poder del tzadik es algo muy distinto a tratarlo de “intermediario”. Tener fe en el tzadik significa ser consciente de nuestra propia incompetencia y aceptar que el tzadik es más sabio y más santo que nosotros. Y dada la cercanía que tiene el tzadik con Dios, él es capaz de revelarles a los demás la forma de servir a Dios. El libro Cruzando el Puente Angosto explica esto en detalle.

Artículos relacionados

Leave a Comment